viernes, 5 de junio de 2009

"Rolly Sandwich"

Sí, así es. Mis ojos tienen más apetito y necesidad de comer lo que miran, que mi pobre estomago y compañía que reciben dicha sobrecarga de comida. El tema del tamaño estimulo, gula y deseo, se presenta fuerte en periodos de hambre ya sean inducidos por la necesidad o producto de alguna farra. Sea como sea, creo que es casi imposible resistirse a la tentación de comer en exceso. Es por eso que hay ciertos lugares que a precios convenientes te dan la certeza de quedar satisfecho y disfrutar de un buen sabor.

Un ejemplo de lo anteriormente mencionado son los populares completos Rolly’s… Una muestra maestra de calidad y cantidad yuxtapuestas en una excepcional mixtura en un tamaño adecuado, para aquellos que tenemos los ojos disparados de la realidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario